29 de septiembre de 2011

Las apariencias engañan.

Pocos vídeos me han sacado las lágrimas y me han provocado una sonrisa tonta como este que pongo a continuación.

Y es que todos hemos tenido prejuicios con alguien que, aparentemente, no tiene los cánones estilistas a los que estamos acostumbrados o con los que nos relacionamos a diario.

Pongo el vídeo antes de seguir comentando para que ustedes tengan una primera impresión como la he tenido yo. Luego seguiré comentando lo que me pareció y por qué.


Yo no sé si en la situación de las personas que entran a la sala de cine yo me sentaría o me iría como lo hicieron muchos pero sí sé que, a partir de este momento, no dudaría en sentarme en una de las dos sillas que quedan desocupadas.

Qué bien esto que la televisión nos ayude a crecer aunque aparentemente tengamos edad de saber algunas cuantas cosas o de saber cómo actuar en cierto momento.


Si este vídeo me sirvió a mi para aprender que "las apariencias engañan", supongo que a alguien más le ayudará a entender esa frase trillada pero probablemente desconocida por muchos como para mi.


Espero que les guste. 

1 Comentarios:

Template by:

Free Blog Templates